Bananeros protegen flora y fauna

La Corporación Bananera Nacional (Corbana) es uno de los entes que más han luchado por la conservación de la biodiversidad de flora y fauna de Tiquicia.

 

Esto se ve en el informe elaborado y presentado por The Nature Conservancy (TNC), el cual fue hecho en las fincas agroforestales de Sixaola, donde se destaca la gran labor de preservación.

 

Jorge Sauma, gerente general de Corbana, manifestó que la industria bananera de Costa Rica siempre ha sido reconocida por el modelo único de gestión social y ambiental, con el cual se ha logrado aumentar los esfuerzos por resguardar la flora y fauna del territorio nacional.

“Corbana ha adquirido el compromiso de impulsar y apoyar a la industria bananera en temas ambientales, por tal razón cuenta con la empresa subsidiaria Agroforestales de Sixaola S.A. La finca de 1.250 hectáreas de bosque tropical húmedo es protegido gracias a esta iniciativa, que constituye un oasis conservacional para las especies del sector”, aseguró.

Durante el 2012 TNC realizó un exhaustivo inventario de biodiversidad sobre plantas, mamíferos, aves, reptiles y anfibios, cuyos resultados evidenciaron datos de gran relevancia sobre la protección de varias especies.

Parte de este éxito se debe a la implementación de la modalidad pago de servicios ambientales, propuesta pionera que les brinda un incentivo económico a aquellos productores que destinan un área de su terreno para la conservación.